{{recommendedBannerText}}

Spacer
{{recommendedRegLangFull}}

Proporcionando una dosificación química precisa con resultados confiables

El agua se trata de muchas maneras, desde la eliminación de material sólido como lodos, la sedimentación hasta la disolución de materiales orgánicos suspendidos y la desinfección del agua al matar los microorganismos causantes de enfermedades. Cada proceso implica una serie de pasos: control de pH y varias medidas para el control del sabor y olor. Cada paso requiere una variedad de químicos que se utilizan en diferentes combinaciones hasta que se alcance el estándar de agua deseado, debido a nuestras soluciones de bombeo, dosificación y mezcla.

Reconocido por su excelencia en todo el mundo, LMI fabrica una extensa línea de bombas, controladores y accesorios para proporcionar a los profesionales de tratamiento de agua resultados precisos y confiable.

es-ES